Niños – Gafas de Sol infantiles

Es poco habitual ver a un niño llevando gafas de sol. Sin embargo, su uso es especialmente importante para los niños ya que ellos pasan muchas horas al día en el exterior con exposición directa al sol (habitualmente muchas más horas que cualquier adulto).

Por ello, la protección de sus ojos a los rayos UV es muy importante. De hecho, muchos expertos sostienen que el 80 % de la exposición de nuestros ojos a los rayos ultravioletas ocurre antes de 18 años de edad. Por ello, y dado que la excesiva exposición a la radiación UV durante la vida de un individuo se ha vinculado con el desarrollo de cataratas y otros problemas oculares, nunca es demasiado temprano para que un niño empiece a llevar gafas de sol cuando está al aire libre.

Como el objetivo prioritario es que los niños se pongan las gafas de sol, es conveniente que ellos elijan los modelos de gafas de sol que más les gusten. Tú deberás asegurarte de que esas gafas ofrecen 100 por 100 protección UV. Por otro lado, los adolescentes sí son usuarios habituales de las gafas de sol aunque se guían más por criterios estéticos o de moda. De todas formas, muchos niños estarán encantados de ponerse unas gafas de sol que les haga parecerse más a sus padres o hermanos mayores.

Puedes comprar gafas de sol infantiles en ópticas y tiendas especializadas. Cuando vayas a comprar unas gafas de sol infantiles, asegúrate que las monturas están especialmente diseñadas para el niño o la niña. Las caras de los niños son pequeñas y las monturas deberían ser las apropiadas para una carita pequeña.